Escultura en el Cementerio del Este de Barcelona. Obra del taller de Jaume Barba, ejecutada en su totalidad muy posiblemente por Joan Fontbernat Paituv.

2 respuestas a El beso de la muerte

  • Qué chula,qué miedo…seria ideal para Terry Prachet o para Neil Gaiman en Sandman, jeje aunque él dibuja a la muerte de otro modo totalmente diferente, si, pega más con Prachett…

    Siniestra la escultura.

  • Le faltaría más ironía y humor negro para ser la MUERTE de Prachett. Le pega más lo de siniestra, pero yo le encuentro una ternura que no se ve en otras escenas semejantes, como si la Parca besase cuidadosamente la frente de un durmiente. Parece ser que la hicieron construir precisamente unos padres para la tumba de su hijo fallecido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete al blog

Y recibirás los artículos de Senderos Ocultos directamente en tu correo electrónico.

Archivos

Eres un erudito de historias secretas, una investigadora de libros polvorientos, o un saqueador de relatos...

Eres una cazadora de brujas, un arquólogo de lo grotesco o una tejedora de mitos y leyendas...

¡Bienvenidos! Habéis llegado al lugar indicado: un rincón donde se unen los senderos ocultos del arte, la música, la literatura y la historia.

«Dios ha cerrado sus oídos a cuantas plegarias se le dirigen en su presencia. En el invierno, los lobos se reúnen en manadas junto al enebro que la protege para lanzarse sobre las reses; los bandidos esperan a su sombra a los caminantes, que entierran a su pie después que los asesinan, y cuando la tempestad se desata, los rayos tuercen su camino para liarse, silbando, al asta de esa cruz y romper los sillares de su pedestal».

Gustavo A. Bécquer: La cruz del diablo

162188
visitas desde 2007

Follow me on Blogarama